Euroclima
16 de Mayo, 2022

¿A qué se le llama pobreza energética?

Es sabido que la energía es un insumo crítico sin importar el sistema económico social al cual se refiera, pero, además, es un punto central en cuanto a desarrollo sostenible. Ello debido a su impacto ambiental y a su incidencia en las otras dimensiones relevantes de la vida.

Dentro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible impulsados por el PNUD, el ODS más relacionado a la cuestión energética es el de Energía Asequible y no Contaminante. No obstante, como la pobreza energética es un fenómeno de carácter multidimensional, se lo vincula con otros ODS, tales como, Fin de la Pobreza, Salud y Bienestar, Reducción de las Desigualdades, Ciudades y Comunidades Sostenibles, Acción por el Clima, Vida de Ecosistemas Terrestres, entre otros.

La desigualdad y la exclusión afectan de sobre manera a los aspectos económicos y socioambientales. Por ello, en la actualidad casi el 17% de la población en el mundo no tiene acceso a la electricidad y alrededor del 36% dependen del uso de la biomasa para cocinar (MAIDANA, 2017).

Es claro que la pobreza y las limitaciones de servicios energéticos incide sustancialmente en las privaciones de otras dimensiones que son relevantes y que específicamente, generan exclusión. En este contexto, las políticas de mitigación del sector energético y el concepto de Transición Energética Justa es que adquieren un lugar relevante. La Transición Energética Justa es el camino a través del cual existe una reconciliación entre las necesidades materiales de los sectores más pobres y la meta de alcanzar los objetivos de mitigación del cambio climático (JAKOB;STECKEL, 2016).

 El análisis de la situación de la población respectoasusprivacionesenergéticasesun aspectoesencialparaexplicarprocesosexcluyentesyevaluarlapertinenciadelas políticas.

El concepto de pobreza energética fue impulsado en los años 80 en Inglaterra, sin embargo, aun hoy, casi 40 años después, se continúa debatiendo. Por su parte, el Consejo Económico y Social Europeo (CESE), define a la pobreza en combustible a partir de la estimación de una línea de pobreza utilizando un umbral de temperatura que garantice el confort térmico y el porcentaje del ingreso destinado al gasto de combustible requerido para alcanzar dicho nivel (GARCÍA, OCHOA, 2014). Es así entonces que, la energía ha adquirido un rol clave en el desarrollo y, por tanto,en las acciones de desarrollo mundial (BANCO MUNDIAL et al., 2019).


"El proyecto de Eficiencia Energética en Edificios Municipales de la Argentina está financiado por EUROCLIMA+, el principal programa de cooperación de la Unión Europea para la sostenibilidad ambiental y el cambio climático en América Latina. Lo ejecuta localmente la Agencia Francesa de Desarrollo (Agence Française de Développement, AFD) en la Argentina. La Universidad Nacional de La Plata (UNLP) es la entidad responsable y líder del proyecto para su puesta en marcha y ejecución, junto con la Red Argentina de Municipios frente al Cambio Climático (RAMCC) y el Centro de Copenhague para la Eficiencia Energética (C2E2) como socios para la realización del proyecto".

Descubrir más sobre
Euroclima
Compartir en redes

 

 

Ver todas las noticias